Un belga fue nombrado nuevo presidente de Wuja y Cleveland, USA, fue designada como sede del próximo Congreso Mundial de Exalumnos Jesuitas

La Asamblea General de WUJA, World Union Jesuit Alumni, nombró a Alain Deneef, de Bélgica, como nuevo presidente de la asociación y designó a la ciudad de Cleveland, en Estados Unidos, como sede para la novena edición del Congreso Mundial de Exalumnos Jesuitas, que se efectuará dentro de cuatro años.


Las decisiones se tomaron durante la octava reunión de los antiguos alumnos de las instituciones de educación de la Compañía de Jesús, que terminó el pasado sábado 17 de agosto, en el colegio San Ignacio de Loyola, de Medellín, Colombia.

En el Congreso participaron más de 600 exalumnos jesuitas, provenientes de 26 países de los cinco continentes, quienes durante cuatro días compartieron experiencias en torno a "La educación jesuita y la responsabilidad social ¿Cómo podemos servir mejor?"
Tanto los organizadores como los conferencistas que intervinieron en el encuentro, destacaron la calidad del Congreso, presentaron un positivo balance y resaltaron que, además del aprendizaje compartido, uno de los aspectos más importantes es la buena imagen de la ciudad y el país que se llevan todos los participantes.

José Diego Saldarriaga Cardona, presidente del Comité Organizador del Congreso, manifestó que "el balance es muy satisfactorio y nos deja altamente impresionados, desde la parte académica por la calidad de los expositores y en lo relacionado con los asistentes, por el alto número que tuvimos y por sus importantes intervenciones en los grupos de discusión", y agregó que "tuvimos un evento de talla internacional, que va a ser muy difícil superar dentro de cuatro años por Cleveland, USA, donde tendremos la novena edición".

Concluyó que "el balance es bastante bueno, muy satisfactorio para quienes estuvimos al frente de la organización", y destacó que "el escudo de la Compañía de Jesús fue muy valioso, ellos también están muy satisfechos, y recibimos comentarios como que la participación del padre Adolfo Nicolás,S.J., Superior General, fue un hecho apoteósico, como tener cerca al Papa".

Redes Universales

Así mismo, Francisco Vásquez Castrillón, director ejecutivo de ASIA Ignaciana, Antiqui Societatis Iesu Alumni, expresó su satisfacción por los resultados y enfatizó que "el Congreso fue totalmente exitoso, con delegaciones de 26 países, algo que nunca se había dado, el número de asistentes también es record, en África asistieron 200 exalumnos y ahora tuvimos más de 600".

Acerca del componente académico, puntualizó que "los temas fueron del mayor interés, el comentario general es que al segundo día de un congreso nadie vuelve y este año el auditorio estuvo lleno todos los días, pues la calidad de los conferencistas y los temas cautivaron a los participantes y logramos lo que pretendíamos, que los exalumnos del mundo escucharan los conceptos de los líderes, que también son antiguos alumnos jesuitas", y anunció que "como conclusión de este Congreso, vamos a constituir redes universales de exalumnos en varios temas, como el apoyo a las Obras Sociales, la responsabilidad social y las actividades profesionales, entre otros, para no aislarnos durante cuatro años, sino permanecer unidos".

Experimentos Sociales

Los Experimentos Sociales de la Juventud estuvieron entre los componentes más atractivos del VIII Congreso Mundial de Exalumnos Jesuitas, que congregó 24 jóvenes de Bélgica, Austria, Brasil, El Congo y Colombia, quienes conocieron las comunidades del Municipio de Caldas, al sur de Medellín.

Jaime Alberto Zea Restrepo, coordinador de esta actividad, indicó que "el balance es excelente, la opinión general fue que sobrepasamos las expectativas, las conferencias fueron claras y de muy buena calidad, el Congreso demostró que la espiritualidad ignaciana está presente en los corazones de todos los exalumnos jesuitas del mundo y el tema central siempre recalcó que la equidad e inclusión son parte de nuestra formación", y aseveró que "con los experimentos y las exhibiciones de las Obras Ignacianas, demostramos que lo que hemos predicado es real, que el trabajo con las comunidades efectivamente se está haciendo".

Exalumnos para la sociedad

El Congreso contó entre los conferencistas con importantes personalidades en el ámbito internacional, quienes expresaron su satisfacción por hacer parte de este encuentro y también entregaron un balance más que positivo.

Carlos Raúl Yepes Jiménez, presidente de Bancolombia y exalumno jesuita, aseguró que "el Congreso estuvo muy bien concebido desde su nombre, desde la palabra clave de los jesuitas y de nuestra formación, de la vida empresarial, de la vida en general, no hay un objetivo diferente que el de servir, ese sentido lo tenemos muy claro y lo unimos no solamente con el lema de los jesuitas cuando hablan de ser más, sino desde cuando hace muchos años en el colegio San José de las Vegas se hablaba de ser más para servir mejor, y yo creo que en esto se resume la vida".

Por su parte, José Antonio Ocampo Gaviria, economista con gran reconocimiento internacional, exministro y también antiguo alumno jesuita, expresó que "la comunidad jesuita, a través de sus Obras Sociales, puede hacer una contribución muy importante a la sociedad, y no solamente debe ser utilizada para transmitir el mensaje de igualdad social que está en el centro de nuestras visiones religiosas, sino también para impulsar las ideas del sistema educativo y promover frente al Gobierno Nacional una ambiciosa política de educación para todos los sectores sociales".

El padre Adolfo Nicolás. S.J., Superior General de la Compañía de Jesús; Günter Pauli, de Bélgica; Chris Lowney, de Estados Unidos, el padre Agustín Kalubi S.J, de El Congo, y Swati Gautam, de la India, también participaron como conferencistas en el VIII Congreso Mundial de Exalumnos Jesuitas.