Más de 20.000 cartageneros alrededor de la Ruta Verde del papa Francisco

Mientras unos obreros dan los últimos retoques al Santuario de San Pedro Claver de Cartagena para que luzca impecable durante la visita del obispo de Roma, el padre Jorge Camacho ya reúne a más de 20.000 cartageneros alrededor de la Ruta Verde del papa Francisco, iniciativa que invita a cuidar la ciudad.


"La Ruta Verde del papa Francisco consiste en hacer que el mensaje de la encíclica del sumo pontífice Laudato si (Alabado seas) sobre el cuidado de la casa común llegue, ojalá, a muchas personas en toda la ciudad", explicó a Efe el padre Camacho, jesuita párroco del Santuario de San Pedro Claver.

San Pedro Claver, el jesuita español que dedicó su vida al servicio de los esclavos que llegaban a Cartagena de Indias, es considerado pionero en la defensa de los derechos humanos.

"La idea es que aprendamos a cuidar y a amar nuestra ciudad, para que empecemos a sentirla como nuestra y como una ciudad de posibilidades y no de exclusión, como a veces muchos jóvenes la pueden sentir", explicó.

El padre Camacho comenzó la Ruta Verde del papa Francisco el pasado 5 de junio y a la fecha ya la tiene presente en 60 colegios, 9 juntas de acción comunal, algunos grupos juveniles, asociaciones sociales y comunidades barriales.

"Espero que superemos con creces las 20.000 personas que ya están trabajando los talleres de la Ruta Verde", dijo, al enfatizar que la Ruta Verde no acaba con la llegada del papa Francisco, pues "es un proceso pedagógico al que esperamos poder dar continuidad".

La Ruta Verde del papa Francisco también está acompañada de la siembra de árboles nativos en distintos lugares de la ciudad, de los que hasta el momento se han plantado unos 7.500.

"Pero más allá de la siembra de los árboles, lo que nos interesa es sembrar la cultura del cuidado de la vida, sembrar los valores que el papa nos quiere trasmitir del respeto profundo hacia la obra de Dios, hacia la creación y hacia todos los seres vivos", aseguró Camacho.

Paralelo a la Ruta Verde, el padre Camacho desarrolla la celebración de la semana por la paz, que "es un camino hacia la venida del papa en cuanto esperamos que disponga nuestros corazones y nuestro espíritu a escuchar un mensaje que seguramente va a ser de búsqueda de la paz, de la reconciliación, del entendimiento entre todos los colombianos".

"No hay que esperar a que el papa llegue, sino que nosotros debemos dar antes el primer paso y escuchar ese mensaje del papa y dar pasos hacia la construcción de la paz, hacia la superación de esas polaridades, de esos odios, de esos rencores que aún perviven entre nosotros", dijo.

El padre Camacho reveló que el 6 de septiembre harán una plegaria por la paz en la Plaza de la Aduana, uno de los sitios más tradicionales de Cartagena, en la que intervendrán los miembros del Colegio del Cuerpo, y el 8 se unirán a la propuesta nacional denominada "un millón de pasos por la paz" que se hará simultáneamente en todo el país.

"El 9 de septiembre terminamos toda esta gran fiesta de preparación para la venida del papa con la fiesta de San Pedro Claver, en la que tendremos una procesión con el santo desde el barrio de Santa Rita y terminaremos en el Santuario con la eucaristía en honor del santo", dijo.

Finalmente, comentó que se restauró la primera capilla de la antigua sacristía donde se enterró por primera vez a San Pedro Claver y también la urna donde actualmente reposan los restos del santo, "para que el papa Francisco pueda orar frente a ella".

"En esa oración lo van a acompañar las comunidades afrodescendientes de todo el país, será un momento muy significativo para las comunidades y para el mensaje que el papa quiere trasmitir, será una oración en silencio durante un pequeño rato", agregó.